viernes, 30 de junio de 2017

350 pa na (y un amor igual de pa na)


No deja de ser curioso que haya sido ese esperpento de un helicóptero de la policía tiroteando las sedes de algunas instituciones venezolanas el que nos haya alertado, por medio de la pancarta que lucía, de que la 'bolivariana' constitución de ese país tiene nada menos que 350 artículos.

Y bien pintoresco el último, el que remata el Capítulo III dedicado a la Asamblea Nacional Constituyente, en que se proclama: "El pueblo de Venezuela, fiel a su tradición republicana, a su lucha por la independencia, la paz y la libertad, desconocerá cualquier régimen, legislación o autoridad que contraríe los valores, principios y garantías democráticos o menoscabe los derechos humanos".

Pero ya se ve para qué sirve un extenso fárrago constitucional en el que nuestro Word cuenta 36.720 palabras, mas del doble que en los 169 artículos de la ley fundamental española, cuando un tirano se hace con las armas. Pa na.

No es mal caso para reflexionar y debatir sobre la legitimidad de la violencia.



Entretanto, La Nueva España nos ha deleitado con una firme candidata a "provincianada del año" (enlace al texto de la noticia). Vean que manera de calzar en un titular, sí o sí, el escueto título de la última novela de Dan Brown.


Y eso cuando el próximo libro del autor estadounidense transcurre por Barcelona, Bilbao, Madrid, Sevilla,... pero no toca ningún rincón de esta olvidada Asturias.

Al menos el diario El Comercio ya no pretende haberle tenido estudiando en Gijón todo un año como hacía en una noticia de 2009 en la que hasta le asignaba novia, morena y de ojos azules, de nombre María ¡Bendita hemeroteca!

María, manifiéstate, ¿¡qué le hiciste a este hombre para que nos trate así!? Con el juego que podían haber dado esconder algo mismamente en algún rincón de los casi 900 km de galerías del pozo Sotón.





Segundo anejo a CaricaturArte 12: mas grabados del Salón de 1849 publicados en "L'illustration: journal universel"


Continuamos con la 4ª entrega de los grabados publicados L'illustration de cuadros expuestos en el salón que se produjo en el número del 11 de agosto. La primera imagen era la 'Chasse aux tigres dans les jongles, aux Indes' de Félix Louis Leullier que iba seguida por 'L´élévation du calice a la messe pontificale du jour de Pâques a Saint-Pierre de Rome' de Pierre-Eugène Maison.  



El reportaje gráfico continuaba con la reproducción de litografía de Adophe Mouilleron del 'retrato de Andrés Vesalio' realizado por Edouard Hamman. Como puede comprobarse al comparar esa ilustración con la imagen del original dispuesta junto a estas líneas la representación era en simetría especular para evitar confusiones. Debajo puede verse una reproducción polícroma del cuadro. 

Cerraba la serie una ilustración sobre el dibujo de Alexandre Bida titulado 'Un marché d´esclaves circassiennes à Constantinople'.


La 5ª entrega, que se produjo el 18 agosto, iba encabezada por 'Milton aveugle dictant le Paradis perdu à ses filles' (Milton, ciego, dictando el Paraíso perdido a su hijas) de Jules Laure. De este sí tenemos una foto, aunque sea maleja, del original conservado en el Museo de Arte e Historia de LisieuxDebajo el quijotesco 'Les Noces de Gamache' (Las bodas de Camacho) de Henri Charles Antoine Baron que complementamos con un detalle de la representación del hidalgo y de su escudero.
  

Completaban la serie 'Persée délivre a Andromède' de Jules Jollivet en el que el héroe todavía sostiene la decapitada cabeza de Medusa en su mano, no vayan a confundirle, y El nacimiento de Píndaro de Henry-Pierre Picou. Este cuadro forma parte de la colección del Museo d´Orsay cuya ficha, en español, encontrarán clicando el enlace anterior.


La 6ª y última entrega se publicó el 25 agosto y estuvo dedicada a la escultura. De las once piezas que pueden verse en la copia de L´Illustration que puede consultarse digitalizada en alta resolución en el siguiente enlace, esta semana que hemos comenzado con los gorilas de Emmanuel Frémiet no podíamos dejar de escoger la pieza de ese mismo escultor representada. Se trata de una gata con sus crías que pueden confrontar con la adjunta imagen fotográfica de una reproducción.



Para finalizar el apunte hemos seleccionado la inquietante obra de Auguste Jean-Baptiste Lechesne titulada 'Durante el sueño' de la que no hemos encontrado mas rastro que el adjunto grabado.








jueves, 29 de junio de 2017

Marías - Lapuente - McEnroe


Como podríamos estar incurriendo en una sobredosis de arte, hoy hacemos doblete con una segunda entrada puramente textual.

Decíamos en una nota al pie del apunte del pasado domingo que se avecinaba polémica con el artículo de Javier Marías titulado Más daño que beneficio. Y haberla húbola, pero lo cierto es que no ha sido para tanto (enlace a la reseña del Huffington Post). Se ve que tiene a sus muchos detractores y, sobre todo detractoras, un tanto agotados de prestarle atención. Lo mas interesante que hemos visto de extensión superior a 140 caracteres es un artículo, claramente a favor, titulado Puritanismo, dame el nombre exacto de las cosas que ha escrito su compañero de periódico Juan Cruz.

Pero quédense para nuestro argumento de hoy con la siguiente afirmación de Marías: a veces no hay nada tan dañino para una profesión, un colectivo o un sexo entero que sus defensores a ultranza.

Ahora nos vamos con Víctor Lapuente que publicó el martes en el propio diario El País la columna Cazamachistas. En ella sostiene lo evidente, que la patochada de Hernando sobre la cópula podemita es una bordez, pero no es machista. Sobre todo porque, como bien dice e ilustra con un barcelonés ejemplo, en esa oración el sexo de las personas no altera el producto.

Retengan de ese artículo la frase el miedo a ser acusados de machismo no puede ser un freno para denunciar...(el original sigue con el nepotismo, pero déjenlo, de momento, en blanco).

Y llegamos a McEnroe, el deslenguado tenista que largó el ya famoso si Serena Williams jugara con hombres sería la número 700 del mundo.

No dice mucho de la calidad de la información que recibimos el hecho de que prácticamente ningún medio de comunicación español haya explicado como surgió esa bordez. Pero en la transcripción, en inglés, de la polémica entrevista que incluimos al final de este apunte puede verse como es el empeño de la periodista Lulu García-Navarro en cuestionar que restrinja (qualify) su calificación de Serena como la mejor jugadora de la historia (best female player ever) la que desata lo obvio. Que McEnroe pusiera de manifiesto de tan impertinente manera que sin esa restricción la afirmación pasaría a ser falsa. Recordemos ahora aquello de que a veces no hay nada tan dañino para una profesión, un colectivo o un sexo entero que sus defensores a ultranza.

Así que estamos ante una desconsidera manifestación a lo Hernando, que solo es machista para quienes practican el que Lapuente califica como pasatiempo intelectual de moda: cazar machistas. Pero esta vez ha sido llamativa la negativa a rectificar del norteamericano nacido en Alemania. El miedo a ser acusados de machismo no puede ser un freno para denunciar... (y a partir de aquí formulamos nosotros) que si nos ponemos tontos nos cargamos el deporte femenino.

Guste o no, el deslenguado McEnroe ha hecho un honesto servicio a las deportistas que habría sido bastante mayor si se hubiera manifestado con mas sutileza. Habría bastado algo como 'en el circuito masculino Serena seguramente no habría ganado ningún torneo grande'.

Si se juega por separado, habrá que clasificar por separado y tratar de no olvidar, de paso, que a veces no hay nada tan dañino... 






Anexo: Transcripción del polémico fragmento de la entrevista de la periodista Lulu García-Navarro a McEnroe en la radio semipública norteamericana NPR (enlace a la fuente): 

Garcia-Navarro: We're talking about male players but there is of course wonderful female players. Let's talk about Serena Williams. You say she is the best female player in the world in the book.

McEnroe: Best female player ever — no question.

Garcia-Navarro: Some wouldn't qualify it, some would say she's the best player in the world. Why qualify it?

McEnroe: Oh! Uh, she's not, you mean, the best player in the world, period?

Garcia-Navarro: Yeah, the best tennis player in the world. You know, why say female player?

McEnroe: Well because if she was in, if she played the men's circuit she'd be like 700 in the world.

Garcia-Navarro: You think so?

McEnroe: Yeah. That doesn't mean I don't think Serena is an incredible player. I do, but the reality of what would happen would be I think something that perhaps it'd be a little higher, perhaps it'd be a little lower. And on a given day, Serena could beat some players. I believe because she's so incredibly strong mentally that she could overcome some situations where players would choke 'cause she's been in it so many times, so many situations at Wimbledon, The U.S. Open, etc. But if she had to just play the circuit — the men's circuit — that would be an entirely different story.







Primer anejo a CaricaturArte 12: los grabados del Salón de 1849 publicados en "L'illustration: journal universel"


Vamos con los grabados prometidos ayer. La primera reseña del Salón publicada el 7 de julio en 'L'illustration: journal universel' incluía cuatro que encabezaba el adjunto posadero andaluz ('Posador andalou') de Armand Leleux. Le acompañaban las reproducciones de los cuadros 'Un café au bord du Nil' de Karl Girardet, 'Entrée d´un caravanesérail a Alger' (Entrada a un caravasar de Argel) de Théodore Frère y 'Un duel aux dix-septième siecle' de Henri Félix Emmanuel Philippoteaux.




La semana siguiente fueron seis los grabados con que se ilustró el segundo artículo dedicado al Salón:

- 'Scène d´invasion en 1814' de Ernest Hillemacher

- 'Vue du port de Constantinople prise de la Corne-d´Or' de Étienne Raffort 

- 'François Flamand dans son atelier' de Louis Duveau. El escultor representado, cuyo nombre auténtico es François Duquesnoy, es el hijo del autor del Manneken Pis de Bruselas. 

- 'Dieu et patrie' de François Claudius Compte-Calix 

- 'Le fils de la vivandière' (el hijo de la cantinera) de Hippolyte Belangé 

- 'Épisode de la guerre d´Espagne' de Jean Sorieul

 

El 28 de julio se publicó la 3ª entrega cuya documentación gráfica encabezaba la 'Lady MacBeth' de Charles Louis Lucien Müller. Se trata de una representación de la escena del quinto acto de la obra de Shakespeare en que la instigadora del asesinato de Duncan, el rey de Escocia, se defiende, mientras deambula sonámbula, del crimen cometido por su esposo inconsciente de la presencia de su médico y una sirvienta.




También tenemos imagen del original de 'Labour en Nivernais' (Labranza en Nivernais), un cuadro también llamado 'El Sombreado' obra de Marie Rosalie Bonheur.



Seguían 'Danse des Djinns a Constantine' de Adolphe Leleux, la doble escena 'Deux sujets, avant et après la soirée' de François-Auguste Biard'La Danse des bacchantes' de Charles Gleyre. Este lienzo actualmente expuesto en el Museo Cantonal de Bellas Artes de Lausana fue adquirido entonces por el rey consorte de España Francisco de Asís de Borbón.


Todavía hubo otras tres bien ilustradas entregas más sobre el Salón que, para no empacharles, repasaremos en un próximo apunte. 




miércoles, 28 de junio de 2017

CaricaturArte 12: el Salón de 1849


Llegamos al año 1849 con su muy tardío Salón inaugurado en el mes de julio. El "Journal pour rire" publicó el 28 de ese mes, en su nº 78, la ‘Revue comique du Salon de peinture, de sculpture d’architecture, etc.,’ realizada por Bertall.

Por el momento de momento tan solo contamos con unas pocas ilustraciones de esa colección. Junto a estas líneas puede verse la parodia del cuadro "Terrains de automne" de Thédore Rousseau que el humorista convirtió en una "terracota al horno". Sentimos no disponer de una imagen del original que, sin embargo, no recibió malas críticas. Claro que tampoco era cuestión de apretar cuando el artista volvía al Salón después de años de haber sido excluido por el jurado.

Entre los cuadros de la adjunta plancha destaca 'Egalité devant la mort' de William Bouguereau (1825-1905). Este es el cuadro con el que ese artista que entonces contaba 23 años concurrió por primera vez al Salón. Una impactante representación de un ángel de la muerte cubriendo el cadáver desnudo de un joven. La igualdad en el mas allá, distinta pues de la propugnada por la entonces muy en boga tripleta 'liberté, egalité, fraternité'.


Las otras dos viñetas de esa plancha son una referencia al Dugesclin de Auguste Toulmouche y al cuadro de Théodore Gudin ''Naufragio de uno de los navíos de la Armada Española en las costas de Escocia'. Nuevamente carecemos de originales con los que compararlos.

 

Bertall también dedicó una célebre ilustración a la rivalidad entre Delacroix e Ingres. Para ello recurrió a la imagen de un torneo que decidió ubicar frente al Instituto de Francia en el que las armas no eran lanzas, sino una pluma en el caso de Ingres y un pincel en el del contrincante que se sirve, además, de una paleta a modo de escudo. Se escenificaba el enfrentamiento entre las dos grandes concepciones de la pintura que cada uno de ellos encarnaba. El eterno debate, en definitiva, sobre la primacía del color o del dibujo. En el detalle que mostramos debajo pueden leerse las frases que lucían cada uno de los contendientes: “La línea no es sino color” (Delacroix) y “El color es una utopía. ¡Viva la línea!” (Ingres).  En las gualdrapas lucían otras proclamas: 'Rafael es una ráfaga' (rafale), 'Solo de noche todos los gatos son pardos', 'No hay mas gris que el gris e Ingres es su profeta' y 'Rubens es un rojo' [una variedad de]. No olvidemos que una famosa versión anterior versión de esta polémica fue la disputa de 1671 entre poussinistas y rubenistas que tuvo lugar en la 'Académie royale de peinture et de sculpture' de París (mas detalles, en inglés).


Para compensar la escasa cantidad y calidad de la documentación que tenemos sobre el tratamiento humorístico de este Salón, vamos a complementar este breve apunte con los grabados de las crónicas 'serias' del certamen que hizo "L'illustration: journal universel". Pero eso ya será mañana.





martes, 27 de junio de 2017

El oteador de clichés en las portadas (7): juegos con manzanas



Comentábamos en el apunte Revista de portadas de junio (1ª parte): el glam la curiosa recuperación del juego de 'pescar' manzanas con la boca (apple bobbing) típico de Halloween realizada por la edición alemana de la revista Numéro. Una pieza del fotógrafo Torbjørn Rødland Berlin con la modelo Salem Mitchell como protagonista que vuelve sobre una creatividad que fue bastante popular en otros tiempos como ilustrábamos entonces con dos portadas: la revista Redbook de octubre de 1933 y la del Saturday Evening Post de ese mismo mes de 1943 ilustrada por John Hyde Phillips.

 

De 1927 es el adjunto número de Modern Homemaking que luce una ilustración de G. Scott. Y nuevamente de octubre de 1933 es la adjunta versión infantil de Good Housekeeping, una creatividad que cuenta con otros antecedentes como el que puede verse en The Farmer´s Wife de noviembre de 1926 o la versión realizada por J. C. Leyendecker para The Saturday Evening Post de noviembre de 1913.

La primera tapa protagonizada por una pareja adulta que tenemos identificada es la de la revista Liberty de octubre de 1927, ya se ve que siempre estamos en las proximidades de Halloween, cuya ilustración es obra de Leslie Trasher.


 
 

Saltamos a 1981 para contemplar la curiosa adaptación del cliché realizada por National Lampoon con Adán y Eva como protagonistas. A su lado otra forma de tentación en la versión del gran creador de pin-ups que fue Gil Elvgreen que colamos aunque, hasta donde sabemos, no haya sido portada. Una ilustración fechada en 1957 que se titula 'The Winner (A Fair Catch)', o sea, 'La ganadora (una buena captura)'.



En el número de la publicación The Country Gentleman del 1 de noviembre de 1919 se mostraba otra modalidad del juego que se realiza con una manzana suspendida. A su lado una versión infantil en la revista Playmate de octubre de 1949.

Collier´s recurrió en 1946 a la mas pícara versión en pareja de esta diversión que también inspira la portada que cierra la colección con la que El País estrenó en 2015 el suplemento Tentaciones. Pero ese ya es otro juego.

 

Para finalizar tan solo insertar un enlace al 'oteo' precedente que iba de máquinas de picar carne.