jueves, 31 de diciembre de 2015

Ya tenemos la palabra de 2015 y la primera candidata para 2016



Como anticipábamos hace un par de semanas al comentar la palabra del año según el Diccionario Oxford (enlace), es el penúltimo día del año el escogido por Fundéu para anunciar el término homólogo en el idioma español. Y quizá ya hayan leído que los 12 bastante discutibles finalistas han sido:

chikunguña: una poco conocida enfermedad cuya presencia en la lista parece pura mala conciencia por no haber escogido ébola en 2014 (en que escogieron selfi con un año de retraso).

trolel troleo es un fenómeno ya veterano que no es que precisamente haya cobrado especial relevancia en 2015, pero todo lo relacionado con la red queda bien. Y eso que se nota un cierto pudor respecto a las marcas, porque nos parece que lo de "ir en blablacar" claramente merecería mayor atención, por no hablar del sustantivo guasap y el verbo guasapear que ya llevan un tiempo instalados en nuestro lenguaje.

refugiado: no es fácil escoger una palabra del año cuando no está del todo claro qué quiere significarse con ese concepto. Hasta ver esta candidata parecía que la cosa iba mas bien de términos recién llegados o recuperados casi siempre de la mano de nuevos conceptos o usos. Pues ya se ve que no debe ser así. (1)

clictivismosi esto está instalado en el lenguaje, nosotros residentes fiscales en Babia.

poliamor: ídem pero en plan dedicatoria a los adictos a la telebasura. Triangulo 2.0 o quizá mejor 3.0, o 2.5, quien sabe. Somos tan modernos y, además, financia BBVA. No se pierdan la imagen escogida para ilustrarlo.


despatarreredenominación en clave feminista versión no-aguanto-a-los-tíos de una también veterana manifestación de la mala educación (el inglés que da pie a este término es manspreading que a la vista queda como carga semánticamente sobre quienes alivian su presión testicular).

Acompañamos una imagen de una campaña realizada por el metro de Nueva York a finales de los cuarenta, ¡ya ven qué novedad!, y debajo la del último intento de corregir ese abuso. A su lado la utilizada por el metro de Tokyo en los años setenta realizada por Hideya Kawakita (enlace a la colección completa de los magníficos carteles de esa campaña).



gastronetaespléndida adaptación del inglés food truck, aunque se les ha ido la cabeza con la "alta cocina" incluida en la definición: ‘camioneta en la que se preparan platos de alta cocina, a menudo en ferias gastronómicas’. Haber, hay de todo, pero lo que resulta maravilloso es comprobar que esta vez el español ha conseguido sintetizar en una sola palabra algo para lo que el inglés necesita dos. Bella composición, pero sin relevancia para convertirse en la palabra del año.

sextupletetriste constatación de la patética futbolización de la sociedad española. el nuevo panem et circenses. Y, encima no hubo ocasión de utilizarlo. ¡Menudo zasca!

disrupción: proceso en el que ha entrado algún cerebro de Fundéu al escoger las candidatas. La imagen utilizada no le va a la zaga al concepto. ¿Saben si ha vuelto el LSD?


iniquidad: también El País ha incluido buenismo en su lista  aprovechando así para ajustarle las cuentas al portavoz del PP. ¿Estamos a lo que ocurre en territorio del lenguaje, o a lo que nos apetezca que ocurra?

No nos ponemos pesados comentando la ilustración: puede verse, como el resto, aquí. A ver si la adivinan sin ponerse a descartar el resto.


el símbolo "me gusta" de Facebook: ¡íbamos a ser nosotros menos que el Diccionario Oxford que escogió un emoji!

zasca: nuestra favorita, aunque lo que menos nos gusta son sus usuarios televisivos. Pero mira que pretender que pudiera ser un acortamiento de zascandil...


La primera referencia que hemos encontrado sobre esta palabra está en la crónica de un partido de baloncesto entre el R. Madrid y lo Celtics realizada en octubre de 1988 por Jorge Berlanga que pone esa expresión en boca de Ramón Trecet (enlace). El sentido era otro, una mera onomatopeya trecetiana de encestar.

En cuanto a la ilustración, a ver si nos dejamos de americanadas (cuya onomatopeya para esto es slap! o pow!) y nos ponemos en clave autóctona (2). De paso les chivamos el contenido de los bocadillos que Fundéu les oculta (la viñeta pertenece al libro #153 de la colección de Superman titulado "World´s Finest" que fue publicado en 1965; enlace a la plancha completa):



Y si no hay ganas de autoctonía, pongámonos al menos policorrectos. Si hay que traer un ilustración americana, mejor que sea la que bien podría llevar el bocadillo "¡toma, por despatarrarte!"

Entre las palabras que echamos en falta, está una especialmente dedicada a quienes guardan minutos de silencio por las víctimas del Daesh. ¿Decíamos buenismo? Y es que esta nueva denominación de Isis sí que habría quedado bien en la lista de candidatas.

Esa es una de las buenas elecciones, junto con podemita, de la ya enlazada relación elaborada por El País. Y es que lo de Daesh es una genialidad de la diplomacia francesa para tocarles las narices a esos criminales. Se trata del acrónimo del árabe 'al-Dawla al-Islamiya al-Iraq al-Sham' (Estado Islámico de Irak y el Levante) como Isis lo es de la denominación inglesa 'Islamic State of Irak and Syria'. Pero los terroristas detestan la primera porque en árabe tiene una pronunciación parecida a "pisotear" o "aplastar" y también se aproxima a "intolerante" o "que siembra discordia”. Se dice que hasta se han producido ejecuciones por haberla utilizado.


En cualquier caso, la elegida ha sido refugiado (ver la nota sobre la decisión), lo que pone de manifiesto que la selección de Fundéu se posiciona en una línea sociológica similar a la del Diccionario Merriam-Webster. Y es que este ha escogido el sufijo -ism que lucen nada menos que  2.733 términos recogidos en ese diccionario tales como socialism, fascism o racism que, al parecer, han sido muy consultados este año (enlace a la explicación).

Ya se ve que el concepto palabra del año lo aguanta todo. Al menos contamos con una bonita ilustración tomada de la portada del semanario The New Yorker 26 de octubre. Y es que no cuestionamos que haya sido un tema candente en los medios de comunicación. 

Y ahora, año nuevo..., a buscar una equivalencia autóctona para affluenza, que el simple expediente de quitarle una efe no nos convence. Y es que como por aquí a la gripe no le decimos influenza se pierde la gracia. Pero como afluenza tiene artículo en la Wikipedia esa consecuencia de la educación sin límites también llamada "enfermedad de los niños ricos" que le sirvió de atenuante a Ethan Couch tras matar a cuatro personas cuando con 16 años conducía bebido. Pues no debió parecerle a este cabrón con cara de eso mismo, créannossuficiente sensibilidad la de la jueza, así que decidió huir a México con su madre. Un país en el que acaban de iniciar el trámite de su devolución a Estados Unidos donde parece que van a recetarles a los dos alguna pena adicional.

Lo de la adaptación de la affluenza al castellano lo resuelve en un periquete un asturiano de pro con un "atacadismo", porque a fin de cuentas parece que no deja de ser el fruto de estar "atacao" de o por el dinero.



(1) El director general de Fundéu BBVA Joaquín Muller explica en la reseña sobre el premio publicada las condiciones que le piden a la palabra del año: “que haya estado en las noticias y en las conversaciones en el 2015, que tenga además un cierto interés desde el punto de vista lingüístico y que sea un término común a todo el ámbito hispanohablante, no propio solo de un país o región. Que sea un término nuevo o no, no resulta relevante para nuestra decisión”.

Será así, pero ya es casualidad que sea la única de las 12 finalistas que no cumple la condición de ser un vocablo relativamente nuevo o revitalizado.



(2) La ilustración íntegra de Angel Pardo para El Justiciero Fantasma publicado a finales de los años cuarenta es la que sigue:


Y es que tenemos que reconocer que los zascas del Capitán Trueno y compañía ya son claramente excesivos para las sensibilidades actuales.





miércoles, 30 de diciembre de 2015

Asturias: causas, efectos y retroalimentaciones



Metidos en el típico balance del año al que entre invitan y obligan estas fechas, reparamos en que este blog cada vez se ocupa menos de su epónimo Oviedo y de la comunidad de la que esa vetusta ciudad es capital. Aunque somos conscientes de que lo que sigue tiene bastante de excusa, algo tendrá que ver la poco apasionante actualidad de una región que languidece en la cola de las principales clasificaciones nacionales sobre desarrollo.

Muy significativos son los indicadores demográficos, y ayer mismo el periódico que mas nos divierte criticar señalaba el envejecimiento como el principal lastre para el crecimiento económico regional.

Nosotros pensamos que si bien puede estar comenzando a ser así, hasta ahora ese envejecimiento ha sido mas una consecuencia que una causa. Pocas empresas pueden decir que no se han instalado en Asturias por temor a no encontrar jóvenes suficientemente cualificados. Y estos, por contra, se ven obligados a engrosar una pavorosa estadística migratoria, resistiéndose en no pocos casos a desarraigarse del todo. Sírvanse darse un paseo por la estación de tren a la hora apropiada para ver la marea que pulsa desde y hacia Madrid los fines de semana.

Lo cierto es que resulta posible que el envejecimiento haya entrado ya en el perverso bucle de la retrolaimentación: Asturias envejece porque tiene un pulso económico mortecino que expulsa a sus jóvenes y esa pérdida del sector mas productivo de la sociedad debilita, a su vez, su economía. Sírvanse echar un vistazo al video de la destrucción del puente de Tacoma para ver un muy ilustrativo ejemplo de como funcionan esos perversos fenómenos autoamplificados en la mecánica de las estructuras.

Pero igual hay que darle una pensadita a otras cosas, como a la mentalidad y actitud de una significativa parte de los asturianos. Para ello, a modo de ejemplo que hemos tomado mismamente del periódico de ayer, en lugar de un puente tenemos toda una estación de esquí. Y es que a la vista de que no hay nieve y, por tanto, el conexo trabajo, los gestores de una de las instalaciones públicas asturianas han decidido requerir a la plantilla para que aproveche para el disfrute de sus vacaciones. Pues esto es lo que ha ocurrido:


No se conformen con el titular, vayan al texto de la noticia, que es cortita, y vean los increíbles razonamientos con deliciosa trufa de excusatio non petita que esgrimen para no pasar las fiestas con sus familias. Y eso después de llevar toda la vida quejándose del sacrifico que suponía trabajar en lugares cuyo pico laboral coincide con las fechas navideñas. Así que estos pseudotrabajadores de emergencias que según dicen “tienen que tener disponibilidad total a cualquier hora del día" no dudan en “exigir” una rectificación inmediata.

Debe ser fastidiado ver a tu cuñado prejubilado desde que cumplió cuarenta y pocos años tocándose las pelotas a dos o cuatro manos, que esta es región muy putera, mientra a ti te toca pasar fríos al pie de un envejecido telesilla que no para de averiarse. Pero esa sociedad prematuramente inactiva convertida en el referente es uno de los auténticos cánceres regionales. Lo estúpido es no querer verlo y enredar causas con efectos.

Así como el fenómeno de Tacoma fue imparable, este no debería serlo, pero, por el camino que vamos, prepárense para recoger los desechos.






martes, 29 de diciembre de 2015

Las mejores portadas del año (V): recreaciones de famosas obras de arte


Terminábamos la cuarta entrega de esta serie publicada el pasado sábado con una pieza de arte fotográfico a cargo de Philippe Halsmann y Dalí que hay que considerar que forma parte de pleno derecho del artístico bloque hoy analizado. Y ayer mismo dedicábamos otro apunte al intenso uso que ha tenido "La Libertad guiando al Pueblo" de Eugène Delacroix con motivo de los homenajes a Charlie Hebdo mas en la revista The Spectator a cuenta del independentismo escocés. Adjuntamos un recordatorio de las tres portadas de 2015 allí incluidas y un anticipo de otra mas de este año que forma parte del apunte del próximo lunes.



Vamos a continuar hoy el repaso de las cubiertas de tipología apropiacionista comenzando por constatar que nuestra estrechamente seguida The New Yorker no ha publicado este año ninguna propiamente de esta categoría. Sin embargo, ya hemos dedicado un apunte de noviembre a explicar los claros antecedentes que tiene en la obra de Heath Robinson Rube Goldberg la titulada “Coffee Break” (16/11/15) realizada por Christoph Niemann. Aun así, no queda calificada para ser candidata.


El estilo triunfador del año ha sido claramente el Pop Art que sigue inspirando numerosas portadas. Un ejemplo de recurso al comic en la característica interpretación de Roy Lichtenstein pudo verse en agosto en la británica Radio Times. La portada tiene un claro parentesco con el cuadro titulado "Oh, Jeff ...I Love You, Too...But...", pero  resulta destacable que el bocadillo incluye una fragmento del hasta para los londinenses cada vez menos comprendido cockney rhyming slang en el que "brown bread" es sinónimo de muerto. O sea que la actriz Kathy Beale recuperada para una de las clásicas comedias británicas conocidas como soaps pone de manifiesto como creía que la consideraban los productores. Y, como es habitual en la prensa británica, no falta un discreto mensaje pidiendo disculpas al artista imitado. Eso es elegancia.

El número de febrero del gratuito Stylist ya ha sido reseñado en un añadido a un pasado apunte dedicado a Lichtenstein, pero vuelve hoy para apoyar nuestra tesis sobre al pujanza del Pop.

Sin embargo, entre los practicantes del Pop el que ha mas presente es Andy Warhol como ya hemos reseñado en los añadidos realizados a la entrada de hace ya casi un año "Cuando la inspiración procede del arte (XXXV): mas Warhol".

Dejando a un lado el original warholiano utilizado por Forbes en enero, vamos a recordar que Time Out recreó obras suyas tanto en la edición neoyorquina como en la londinense.



Pero las dos piezas mas interesantes, en nuestra opinión, son dos recreaciones basadas en el maquillaje. La del famoso retrato de Marilyn Monroe realizada por Steve Klein sobre la modelo Ju Xiaomen para Vogue Italia y la combinada con el destrozo de un también famoso, pero menos, retrato de Elizabeth Taylor realizado por Kate Perry a instancias de Jean Paul Goude (fotógrafo) y Carine Roitfeld (directora creativa). Esta pudo verse en el número de setiembre de Harper´s Bazaar.


Añadir que no es la protagonizada por Perry una composición novedosa. Un famoso ejemplo previo es el realizado por la artista punk Linder Sterling que pudo verse en el número de septiembre de 2013 de la revista Wallpaper.



Pocos referentes clásicos al margen del icono de la libertad visto al comienzo. Pero es destacable que El Jueves, una publicación poco dada a la búsqueda de ese tipo de fuentes de inspiración, recurriera a Goya para su portada del 8 de julio de 2015. En ella Guille + Juanjo Cuerda convirtieron a Angela Merkel en un "Saturno devorando a sus hijos". Sin embargo, no se trata de una idea particularmente original como documentamos mas abajo con unas viñetas del caricaturista Dave Brown. Ya se ve que tres de ellas hacen referencia a la cuestión griega y dos (2012 y 2015) tienen como protagonista a la canciller alemana. Con todo, la que fue auténticamente polémica fue la fechada en 2003 protagonizada por Ariel Sharon (el texto dice: "¿qué hay de malo...no vieron nunca antes a un político besando niños?").



Esa falta de originalidad va a dejar al humorismo español sin premio, y eso que tentados hemos estado de hacer la vista gorda especulando con que ello pudiera servir para atraer un poco mas al redil de la Cultura a esa publicación patria.

Y entre los usos mas extravagantes de una famosa obra de arte clásico cabe encuadrar el dado por la revista gay californiana Frontiers al típico delantal con la imagen del David de Miguel Ángel que mas de uno se ha traído como souvenir de Italia.

Ya para concluir señalar que hay obras que es raro que pasen todo un año sin recibir alguna destacada nueva versión (y eso sin entrar en el fértil territorio del comic). En el caso de la muy popular American Gothic, en este 2015 tuvo en Newsweek la robótica variante ya incluida en nuestro reciente repaso de las apropiaciones de ese cuadro. En el caso de la Creación de Adán de Miguel Ángel hemos visto una pieza no especialmente llamativa en el número de noviembre de la poco conocida revista "Les Dossiers".




Así que aun constatando que se hace claramente necesario ampliar el catálogo de obras imitadas y esperando que nuestro prestigioso premio marque un punto de inflexión en el abuso del recurso al Pop, vamos a declarar vencedoras ex-aequo del "Premio a la mejor recreación de arte en una portada de 2015" a los retratos de Ju Xiaomen y Kate Perry.




P.S.- Hemos tenido noticia con un cierto retraso de un Nacimiento de Venus a cargo de Natalia Salas en el número de agosto de la edición peruana de SoHo. Ahí queda.











lunes, 28 de diciembre de 2015

CLIPDA (LXXXIV): La Libertad guiando al Pueblo (1ª parte)



La segunda portada de 2015 
del semanario The Spectator inspirada en una famosa obra de arte es una de mayo que hace alusión a las ansias independentistas de Escocia. Aparte de ser bastante repetidores en el uso de la referencia a "La Libertad guiando al Pueblo" de Eugène Delacroix (las anteriores que conocemos, y compilamos mas abajo, son de 2011, 2005, 1998 y 1988) los británicos no escogieron el mejor momento para reutilizarla puesto que acababa de tener notorio uso pocos meses antes con motivo de los homenajes a Charlie Hebdo.

 
 

En concreto fueron la británica The Week y la francesa L´Éxpress, en esta caso con una ilustración de Plantu, quien precisamente había sido muy crítico con la linea seguida por Charlie Hebdo, las que coincidieron al buscar inspiración en el famoso cuadro en el que en ambos casos insertaron metafóricos lapiceros. Este es sin duda uno de los mas conocidos iconos utilizados para representar la defensa de la Libertad que Delacroix imaginó como estimulante señora a quien es difícil no seguir, como bien recordó Mingote en su historia de la pintura.

 

Cabe apuntar que Plantu (Jean Plantureux), ilustrador de cabecera de Le Monde, ya se había servido del mismo cuadro en una ilustración publicada en marzo de 2007, poco antes de las elecciones presidenciales francesas en que Nicolas Sarkozy se impuso a la abanderada del dibujo Ségolène Royal.



Aun conocemos otra viñeta mas en que se enarbola un lápicero, la publicada por Mike Luckovich en The Atlanta Journal Constitution. Una bonita idea pero ya se ve que demasiado obvia.


En España, aunque no llegó a recibir honores de portada, el homenaje de los dibujantes Idígoras y Pachi también se basó en el cuadro inspirado por el levantamiento popular de 1830, aunque tenemos que apuntar que la cosa tuvo algo de reciclado de una viñeta anterior (1).


La versión mas sexy de estos monocordes homenajes creemos que sin duda fue la realizada por el dibujante belga Dany (Daniel Henrotin). Esta es una de las 150 viñetas homenaje que compiló la revista Pilote, pero no deja de ser una adaptación de un trabajo anterior que había sido llevado a su portada por la revista dBD en febrero de 2008 con la original simbología netamente belga.

 

Un llamativo detalle de la ilustración original que no puede apreciarse en la portada anterior es la alusión a las numerosas versiones del cuadro que hacía Dany en su formulación del reconocimiento al autor del inspirador modelo: d´après Delacroix et beaucoup d´autres.



Hasta el "Je Suis Charlie" de los Simpsons fue una abanderada Maggie quien evocaba a la protagonista del cuadro en un añadido final realizado al episodio Bart's New Friend emitido el 11 de enero. Y ya ven que en la puritana norteamérica ni las niñas en edad de chupete están autorizadas a mostrar un infantil pecho en la tele.



Para concluir esta primera entrega no estará de mas que lo hagamos con una imagen del original.








(1) Y posteriormente volverían con una desencajada versión con motivo de los resultados de la ultraderecha en las elecciones francesas.


Uno de los dos hermanos que componen es dúo, Pachi Idígoras, publicó en noviembred e 2016 en sus sección del diario Sur una fantástica versión infantil a cuenta de una polémica  sobre los deberes.